Tagliatelle con espárragos y langostinos al huevo

Hola Foodies!

Empezando la vuelta al trabajo, muchos de vosotros termináis las vacaciones y volvéis a la rutina pero no os deprimáis! Es un buen momento para modificar aspectos de vuestro día a día a mejor. Por ejemplo, en mi nuevo calendario, intentaré dar más ideas para vuestros platos! Así que hoy una receta sencilla pero que me encanta, puede ser un buen tupper para una de las comidas de la semana ;-)

Ingredientes
(para 4 personas)

200 gr de langostinos pelados congelados
1/2 manojo de espárragos trigueros
3 huevos
400 gr de tagliatelle frescos
1 diente de ajo
pimienta
sal
nuez moscada (opcional)
queso parmesano/padano rallado para servir

Preparación
1. Poner a descongelar los langostinos un poco antes de empezar a cocinar. Lavar, quitar la parte clara y cortar los espárragos en trozos. Poner en otra olla o recipiente agua a hervir para la pasta, sin sal.

2. Pelar y picar fino 1 diente de ajo que echaremos en una sartén grande con un chorro de aceite a fuego medio.

3. Cuando el ajo empiece a dorar, sin quemarse, añadir los espárragos troceados, ir removiendo controlando la potencia del fuego/calor. Si se dora más rápido de lo que se cocinan los espárragos reducir la potencia. Salpimentar a gusto. También se puede añadir nuez moscada si se desea.

4. Pasados unos 8 min añadir a la sartén los langostinos escurridos del agua que haya podido quedar del congelado y remover los ingredientes. Cuando hierva el agua de la pasta verter una pizca de sal y añadir los tagliatelle controlando el tiempo que mencione el envase del producto.

5. Cuando la pasta esté escurrir con la ayuda de un colador y sin dejarlos enfriar incorporarlos a la sartén con los espárragos y los langostinos. Mezclar bien los ingredientes vigilando de no romper mucho la pasta y corregir de sal si es necesario.

6. Seguidamente después de mezclar todo en la sartén en un tazón batir los 3 huevos e incorporarlos a la pasta. No dejar de remover para que quede el huevo mezclado con todo.

7. Apagar el fuego cuando el huevo esté a punto de terminar de cuajarse, con el calor residual terminará de cocinarse todo. Listos para emplatar.

- Fantástico plato único para acompañar con una ensalada y algo de fruta para terminar. Y en unos 15 minutos lo tienes cocinado! 
- Os animo a probar esta receta variando los ingredientes, por ejemplo; pimientos rojos asados o del piquillo con langostinos, o setas, o calabacín con gajos de pollo que haya sobrado de un asado, admite muchas variaciones y que seguro están riquísimas, así que espero que cocinéis un día a mi salud... and that's it!



1 comentario:

Publicar un comentario en la entrada